sábado, 3 de septiembre de 2016

RAVIOLES DE RICOTA Y NUECES CON CREMA DE PORTOBELOS, TOMILLO Y SAUVIGNON BLANC

En una Clase Privada de Cocina con una simpática pareja californiana preparamos como principal esta riquísima pasta rellena. La receta, para 4 personas, abundante:

PASTA
- 400 g de harina 0000 (refinada)
-     4 huevos mediano-grandes
-     1 cucharadita al ras de sal

RELLENO
- 250 g de ricota fresca
- 100 g de nueces groseramente picadas
-   75 g de parmesano rallado
-     1 huevoligeramente batido
-        sal (poca), pimienta y nuez moscada

SALSA
- 300 g de portobelos frescos troceados o fileteados
-     4 dientes de ajo enteros pelados
-     1 cucharada de tomillo seco
-     2 cucharadas de aceite de oliva
-     1 pote de crema doble
-     1 taza de sauvignon blanc o similar
-        sal y pimienta negra recién molida
-       perejil picado para decorar
-       parmesano recién rallado a gusto de los comensales

En un bol mezclamos los ingredientes de la masa, volcamos sobre la mesa de trabajo y amasamos por unos minutos. Envolvemos en papel film y dejamos reposar al menos por ½ hora.

Mezclamos los ingredientes del relleno, revisamos sabor y reservamos.

Estiramos la pasta hasta el último punto de la máquina y dividimos en tiras de tamaño similar.

Enharinamos la parte inferior de una tira y la disponemos sobre el molde raviolero. Con una cucharita colocamos el relleno, cubrimos con la otra tira, presionamos primero suavemente con las manos para quitar el aire y luego pasamos por encima un palo de amasar para sellarlos y separarlos.

Volcamos sobre la superficie de trabajo y completamos el corte con un cortapastas. Repetimos con las otras tiras y reservamos sobre superficie enharinada y cubiertos. Los restos de masa podemos también aprovechar.

En una cacerola ponemos a calentar abundante agua.

En una sartén grande con el aceite de oliva salteamos los dientes de ajo hasta que comiencen a dorarse; los retiramos, incorporamos los hongos junto con el tomillo, revolvemos y luego de 5' añadimos el vino blanco.

Una vez evaporado el alcohol añadimos la crema y cocinamos hasta que se haya reducido a la mitad; salpimentamos y si hace falta mantenemos a fuego.

Cuando el agua rompió a hervir la salamos, volcamos dentro la pasta y retiramos al dente, no más de 2'.

Escurrimos, volcamos dentro de la sartén, mezclamos y servimos en platos precalentados floreando con perejil picado y queso rallado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

GRACIAS POR TU COMENTARIO!