Clases de cocina personalizada

RAVIOLES DE CALABAZA Y ALMENDRAS CON SALSA DE NARANJAS, JENGIBRE Y SALVIA FRESCA

Una adaptación de una pasta publicada hace un tiempo (https://www.elartedeamasar.com/2013/05/sorrentinos-de-calabaza-salvia-y.html) que preparamos en una clase el lunes por la noche. Empleamos ingredientes más fácilmente asequibles en Buenos Aires más algún que otro retoque “de autor” y los resultados fueron excelentes al decir de los participantes, entre los cuales me incluyo…Para 4 personas:

PASTA
– 200g de harina 0000 (refinada)
–     2 huevos
–     2 cucharaditas de aceite de oliva
–  1/2 cucharadita de sal
–     1 pizca de pimienta blanca

RELLENO
– 250 g de puré de calabazas
–   50 g de almendras tostadas groseramente procesadas
–     1 cebolla de verdeo picada, parte blanca y verde tierna

–     1 cucharada de pan rallado
–     1 huevo ligeramente batido
–     5 hojas de salvia picadas
–        sal y pimienta negra

SALSA
– 200 cc de jugo de naranjas
–   50 g de manteca
–     5 g de jengibre en rodajas delgadas
–     5 hojas de salvia finamente picadas
–       sal y pimienta

–       pimiento de Ezpelleta (opcional)
–       parmesano recién rallado (opcional)

Preparamos la masa del modo habitual, ver “Masa para pasta al huevo, técnicas básicas“.

Mezclamos los ingredientes del relleno, salpimentamos y revisamos sabor.

Llevamos a hervor la naranja con las rodajas de jengibre; apagamos el fuego, cubrimos, dejamos infusionar por 15´ y adicionamos la manteca en trozos y las hojas de salvia picadas. Retiramos las rodajas de jengibre, salpimentamos y reservamos a fuego corona.

Estiramos la masa hasta el penúltimo punto de la máquina y la dividimos en 2 ó en 4 tiras de tamaño similar. Colocamos una tira sobre un molde para pasta enharinado y con una cucharita vamos poniendo el relleno; rociamos luego apenas con agua o pincelamos sus bordes, cubrimos con otra tira, presionamos suavemente para quitar el aire y hacemos rodar un palo por encima de modo de marcar y sellar.

Volcamos sobre una superficie enharinada y con un cortapastas completamos el cortado; enharinamos y cubrimos. Repetimos con las otras tiras. Recuperamos la masa que nos sobró y la reutilizamos.

Ponemos a calentar abundante agua con sal y en cuanto rompió a hervir volcamos dentro la pasta, retiramos al dente (unos 2´); escurrimos, emplatamos en platos precalentados,  regamos con la salsa caliente y floreamos con pimiento de Ezpelleta y/o parmesano rallado.

Un plato de pastas exquisito!
Y si no se animan a prepararlo solos, con un par de clases en El Arte de Amasar seguramente podrán hacer esta pasta y muchas otras!!

2 respuestas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Consulta? Dejame tu mensaje aquí