Clases de cocina personalizada

RISOTTO DE LANGOSTINOS Y CHAMPAGNE ROSÉ

Para una ocasión muy especial, para compartir con alguien muy querido, para compensar una jornada agotadora o porque simplemente se nos da la gana, este es un plato excepcional y a la vez relativamente sencillo; lleva pocos ingredientes y la preparación es nada complicada. Preparé uno similar hace ya un año (Risotto de langostinos y champagne Rosé…) y lo reitero ahora con algunos pocos ajustes, creo que bien vale la pena recordarlo. Para 2 personas:

– 200 g de arroz carnaroli o arbóreo
– 200 g de langostinos frescos pelados
– 200 cc de champagne en lo posible rosé
– 500 cc de caldo de caldo de pescado o mariscos
–     1 cebolla picada
–     1 cebolla de verdeo picada (parte blanca y verde tierna por separado)
–     1 diente de ajo entero
–     2 cucharadas de manteca
–     2 cucharadas de aceite de oliva
–     2 cucharadas de parmesano recién rallado
–        sal y pimienta negra recién molida

En una sartén grande con 1 cucharada de manteca, una de oliva y una pizca de sal salteamos la cebolla y la parte blanca de la de verdeo picadas. Cuando comienzan a tomar color incorporamos el arroz y lo nacaramos (2´ó 3´más).Agregamos el champagne, mezclamos y esperamos a que se absorba casi completamente.

Una vez absorbido el champagne, vamos incorporando el caldo de a cucharones y mezclando constantemente; el arroz debe ir  pidiendo cada cucharón de caldo adiconal.

Mientras, en una sartén más pequeña salteamos los langostinos en una cucharada de aceite de oliva, el ajo entero pelado y una pizca de sal  por unos 5´ y hasta que tomen el color rosado característico.

Luego del último cucharón de caldo, cuando el arroz está casi al dente, agregamos una cucharada de manteca y el queso parmesano, mezclamos, distribuímos por encima los langostinos junto con su líquido (sin el ajo), apagamos el fuego, tapamos y esperamos 5´ antes de servir de modo que el arroz complete su cocción.

Al servir, esparcimos por encima las hojas verdes picadas de la cebolla de verdeo y pimienta negra recién molida.

Un risotto sencillo, sencillamente exquisito.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Consulta? Dejame tu mensaje aquí