Clases de cocina personalizada

GRISINES INTEGRALES, UNA BUENA TÉCNICA

Vuelvo a publicar una receta de grisines, esta vez con una técnica de amasado y estirado un tanto diferente y que en mi opinión da buenos resultados; es cuestión de ir probando y decidir aquella que nos guste más. Para completar una asadera grande (o algo más, segun el grosor que elijamos):

– 150 g harina integral
– 150 g harina 000
– 150 cc agua
–     3 cucharadas de aceite
–   10 g levadura fresca
–        2 cucharaditas sal
–        1 cucharaditas azúcar negra

Mezclamos en un bol la harina 000, el agua, el azúcar negra y la levadura, esperamos unos 10′ hasta que esta empiece a activarse, le incorparmos el resto de los ingredientes, volcamos sobre supeficie enharinda y amasamos hasta lograr una masa lisa y bastante firme (es menos húmeda que las tradicionales para panes o pizzas).

Dejamos descansar la masa unos minutos y con un palo la estiramos dándole forma rectangular, la doblamos a la mitad, la giramos para que los dobleces queden de costado y volvemos a estirar. Repetimos la operación 4 veces dejando la masa de aprox 1/2 cm de altura; cubrimos y dejamos reposar por 20′

Cortamos la masa en tiras delgadas que estiramos según el largo de la placa de horno en  donde, previo engrasarla un poquito, las iremos colocando.

Horneamos a temperatura moderada por unos  20′ (cuidando de no quemarlos deben quedar lo más sequitos posible) ; retiramos y dejamos enfriar sobre rejillas.

Quedan crocante y sabrosos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Consulta? Dejame tu mensaje aquí