viernes, 31 de diciembre de 2010

RAVIOLES DE REMOLACHA ROSTIZADA CON MANTECA DE AMAPOLA Y SALVIA

Un pasta simple, delicadísima y con un sabor muy especial; salvo que detesten las remolachas creo ue es un plato que quedará en un muy buen lugar de la memoria de vuestro paladar...Para 3 ó 4 personas:

MASA
- 330 g de harina 0000
-     3 huevos grandes
-     1cucharada de aceite
-   1/2 cucharadita de sal
-     1 pizca de pimienta blanca

RELLENO
- 500 g de remolachas
- 150 g de queso crema o ricota
-     1 ó 2 cucharadas de pan rallado
-        sal y pimienta negra

- 150 g de manteca
-     1 cucharada grande de semillas de amapola
-   12 hojas grandes de salvia
-        queso parmesano recién rallado

Envolvemos las remolachas en papel metálico y rostizamos en horno caliente por aprox una hora, hasta que estén tiernas. Dejamos entibiar, procesamos, mezclamos con el queso crema y el pan rallado, salpimentamos y reservamos.

Preparamos la masa del modo habitual (ver "Masa para Pasta al Huevo, Técnicas Básicas"), estirando hasta el punto más delgado de la máquina. Sobre una de las tiras y con una cucharita o manga vamos poniendo el relleno dejando espacios parejos entre ellos; rociamos con agua, cubrimos con otra tira de masa, presionamos alrededor de los rellenos para quitar el aire y con un cortapastas cortamos los ravioles del tamaño deseado. Reservamos sobre superficie enharinada y cubiertos con un repasador.

Ponemos a hervir abundante agua con sal (1 litro de agua y 10g de sal gruesa c/100 g de pasta).

En una sartén grande derretimos la manteca, le echamos las hojas de saliva luego las semillas de amapola, mezclamos y mantenemos a baja temperatura (fuego corona).

Ponemos la pasta a hervir y una vez al dente retiramos sin escurrir completamente y volcamos sobre la sartén con la salsa, mezclamos por 1' y emplatamos esparciendo por encima parmesano recién rallado y pimienta negra.

Un plato simple, refinado y delicioso.

jueves, 30 de diciembre de 2010

FIGAZAS DE YOGUR Y SEMILLAS DE LINO

Unas figazas experimentales que resultaron muy sabrosas: el yogur, además de terneza le imprime una acidez al pan que acompaña muy bien el sabor intenso de las semillas de lino. Para unas 12 figazas:

- 500 g de harina 000
-   50 g de semillas de lino
- 200 g de yogur
- 150 g de agua
-   20 g de levadura
-   12 g de sal (2 cucharaditas)

En un bol mezclamos el agua con la levadura, la miel y dos cucharadas de harina; en cuanto comienza a espumar, entre 15'y 30', incorporamos el resto de los ingredientes, integramos, volcamos sobre superficie de trabajo enharinada y amasamos por 10' adicionando la menor cantidad de harina posible (la masa debe sentirse no pegajosa pero ligera). Hacemos un bollo, cubrimos y dejamos reposar por 15'.

Encendemos el horno. Hacemos ahora con la masa un chorizo y lo cortamos en 12 trozos de 75g c/u; bollamos, cubrimos y dejamos reposar otros 15'.

Bollamos nuevamente dando y con la mano o palo de amasar estiramos la masa hasta lograr el diámetro deseado y los depositamos sobre una placa de horno previamente aceitada o enharinada.

Llevamos a horno caliente por 10' a 15' según el horno. Su base debe haberse coloreado.

En este momento, cerca del mediodía, los imagino con pepinos y pastrón, por ejemplo...

miércoles, 29 de diciembre de 2010

ENSALADA VERANIEGA DE PASTA, APIO, ATUN, NARANJA Y TOMATES

Es una muy rica ensalada veraniega y puede muy bien servir como única comida, acompañada por ejemplo con un jugo de frutas o, desde ya, con una cervecita biennn helada. Para 4 personas, o 2 ó 3 como única comida:

- 250 g de tirabuzones de 3 colores (por ejemplo)
-     1 ó 2 latas de lomos de atún, s/preferencias
-     1 taza de apio picado
-     1 naranja cubeteada sin cáscara ni piel
- 1/2 kg de tomates pelados, sin semillas y cubeteados
-    1 cucharada hojas de orégano fresco
-    4 cucharadas aceite de oliva extra virgen
-    2 cucharada aceto balsámico
-    1 cucharada de mostaza (pref. dijon)
-       sal y pimienta
-       algunas gotas de tabasco (opcional)

Hervimos la pasta y dejamos enfriar con unas gotas de aceite para que no se pegue.

Colocamos el vinagre con la mostaza en un bol, salpimentamos y agregamos luego progresivamente el aceite batiendo simultáneamente hasta obtener una emulsión.

En una ensaladera mezclamos todos los ingredientes con la vinagreta, revisamos condimentos y llevamos un rato a heladera antes de servir.

Una ensalada rica, fresca, fácil y nutritiva....

martes, 28 de diciembre de 2010

PANECILLOS DE CERVEZA NEGRA Y CENTENO

La cerveza negra y el centeno combinan muy bien y se pueden hacer tanto panes como panecillos; la ventaja de estos últimos es la rapidez en tenerlos listos: requieren un solo levado y mucho menos tiempo de horno ambos aspectos relevantes en este calorcillo de Buenos Aires..); son además muy presentables en cualquier mesa, no requieren cortarse, etc. etc. Pueden adicionalmente saborizarse por ejemplo con anís o kumel (aprox 1 cucharadita por cada kg de harina) . Para unos 24 panecillos:

- 500 g de harina de centeno
- 500 g de harina de trigo 000
-  625 a 650 cc de cerveza negra
- 25 g de levadura
- 25 g de sal
- 1 cucharada de miel
- manteca para pintar

En un bol mezclamos la cerveza con la harina de trigo y la levadura, cubrimos y esperamos 15' a 30' hasta que comience a espumar; agregamos entonces el resto de los ingredientes, integramos, volcamos sobre superficie enharinada y amasamos por unos 10', adicionando siempre la menor cantidad posible de harina. Cubrimos y dejamos reposar por 15'.

Encendemos el horno. Hacemos un chorizo con la masa y cortamos 18 trozos de unos 75 g c/u; bollamos, cubrimos y luego de otros 15' volvemos a bollar dando la forma definitiva. (El doble bollado da más fuerza a la masa).

Colocamos las piezas sobre asadera ligeramente engrasada, pintamos con manteca, cubrimos y dejamos levar en ambiente cálido y sin corriente de aire por unos 30'.

Hornemos en horno caliente y a 3/4 temperatura por 10' a 12', hasta que hayan tomado buen color. Retiramos del horno y dejamos orear sobre rejilla. Si deseáramos imprimirle más brillo podemos volver a pintar con manteca.

Sorprenderán a los invitados con estos panecillos...

domingo, 26 de diciembre de 2010

RISOTTO DE TRIGO ENTERO CON CALABAZA Y MANTECA DE SALVIA

Ya publiqué varios risottos con arroz carnaroli, "como corresponde", y también algunos otros menos hortodoxos como con trigo bourgol o quinua. En esta oportunidad el "experimento" es con granos de trigo entero! Resulta un plato bastante diferente pero digno de ser probado, particularmente en un país como la Argentina donde un kg de granos de trigo cuesta la quinta parte de lo que cuesta el arrroz carnaroli. Mientras lo saboreaba pensaba en los cientos de porsonas carenciadas que podrían alimentarse con unos poquísimos pesos (calculé para una ración "básica" no más de u$s 0,25 por persona...). Y el risotto sobrante puede perfectamente emplearse en una ensalada combinándolo por ejemplo con pepinos, tomates, lechuga, aceitunas, etc...Para 2 raciones abundantes:

- 200 g de trigo pelado
- 200 g de calabaza pelada
-     1 cebolla pequeña
-     1 diente de ajo
-    10 hojas de salvia fresca
-      1 litro (aprox) de agua hirviendo
-      1 cucharada de aceite (si es oliva mejor)
-      1 cucharada de manteca
-       1 tacita de vino blanco
-      2 ó 3 cucharadas de queso rallado
-         sal y pimienta a gusto
-         algunas gotas de tabasco (opcional)

Picamos la cebolla y el ajo y cortamos la calabaza en cubos pequeños.

En una sartén salteamos la cebolla y el ajo con una cucharada de aceite y una pizca de sal; cuando la cebolla comienza a dorarse incorporamos los cubos de calabaza y el trigo previamente enjuagado mezclando bien; luego de 3' bajamos la temperatura, desglasamos con el vino blanco y en cuanto se evaporó, comenzamos a agregar el agua caliente de a cucharones (pueden emplear algún caldo, yo prefiero simplemente agua) y revolviendo cada tanto. La cocción demanda unos 45' a fuego bajo pero no requiere tanto cuidado como el risotto tradicional (Si deseáramos los granos de trigo más tiernos y cremosos, o acortar un poco la cocción, podemos dejarlos previamente en remojo unas 12 horas).

Mientras, en una sartén pequeña calentamos la manteca, le incorporamos las hojas de salvia partida y una vez la manteca tomó color retiramos del fuego y reservamos.

Cuando notamos que el trigo está suficientemente tierno y el agua casi completamente evaporada, le incorporamos la manteca de salvia y la mitad del queso rallado. Mezclamos, tapamos y esperamos unos minutos antes de servir.

Emplatamos esparciendo por encima un poco de parmesano, un chorro de aceite de oliva y pimienta negra recién molida.

Yo no diría un plato de Alta Cocina, pero sí rico, así, simplemente.

sábado, 25 de diciembre de 2010

PAN CASERO DE TOMATES CON ACEITUNAS NEGRAS Y PROVENZAL

Este pan es una fiesta de color y sabores, digno de cualquier mesa festiva...! Para 5 panes:

-     1 kg de harina 000
-     1 cucharada de miel
-     1 cucharada colmada de pimentón dulce
- 700 g de tomates frescos pelados y procesados
-   50 cc de aceite
-   25 g de levadura fresca
-     1 cucharada de provenzal
- 200  g de aceitunas negras descarozadas
-   15 g de sal
- 100 cc de agua, o algo más, según los tomates
-     1 huevo batido para pintar

En un bol mezclamos la levadura con el agua y 100 g de harina y esperamos unos 30' hasta que espume (haga burbujitas); integramos entonces el resto de los ingredientes y volcamos sobre superficie enharinada para el amasado.

Amasamos suavemente unos 10' agregando harina si hiciera falta pero cuidando siempre que la masa se mantenga livianita, manejable pero casi pegajosa; bollamos y dejamos levar en bol cubierto y engrasado por aprox 1h.

Encendemos el horno. Volcamos la masa nuevamente sobre superficie de trabajo enharinada, desgasificamos, dividimos en 3, bollamos, cubrimos y dejamos reposar por 15'. Damos forma (ver por ejemplo "Baguettes caseras, Técnicas Básicas",), pintamos con el huevo, efectuamos los cortes, cubrimos y dejamos levar esta vez por unos 30' en ambiente cálido y sin corriente de aire (encima de la cocina por ejemplo)

Horneamos en horno caliente y prehumidificado, a 3/4 temperatura por unos 30' hasta que el pan haya tomado un intenso color rojizo y su base suene hueca.

Muy rico este pan!!!!

viernes, 24 de diciembre de 2010

QUÉ HACEMOS CON LAS HOJAS DE APIO?: UN SOUFFLÉ!!!!!

En general tiramos las hojas de apio, no es así? A veces usamos algunas para decorar, o para una sopa pero habitualmente....a la basura, especialmente en este país de abundancia. Pero las hojas de apio, con un sabor muy intenso, son bien ricas y poseen además valiosas cualidades nutricionales. Este soufflé, si bien básico, es sorprendente  por lo saboso y poco común. Para un soufflé chico, para 1 ó 2 personas:

-     las hojas de un apio tierno, chico
-    2 huevos
-    1 cucharada de manteca
-    1 cucharada de harina
-    7 u 8 cucharadas de leche caliente
-    2 cucharadas de queso rallado
-       sal, pimienta, nuez moscada

Encendemos el horno. Lavamos y cocemos las hojas del apio al vapor ó 3' en microondas en bol tapado. Escurrimos, picamos y reservamos.

En una cacerolita derretimos la manteca,  incorporamos la harina, mezclamos (hacemos un roux) y luego vamos echando la leche caliente siempre mezclando para evitar los grumos; condimentamos con sal, pimienta y nuez moscada.

En un bol mezclamos las hojas de apio con la salsa blanca, las yemas y el queso rallado; corregimos condimentos

Batimos las claras a punto de nieve. Incorporamos 1/3 de las mismas al bol con los demás ingredientes, mezclamos bien y luego agregamos el resto realizando sólo movimientos suaves y envolventes.

Llevamos a horno moderado por unos 20' cuidando no abrir el horno durante al menos 10'

Prueben hacerlo, van a muy bien sorprender a los comensales...

Y, de paso, feliz Navidad y Mejor Vida!!!!!!!!!!!

jueves, 23 de diciembre de 2010

PAN CASERO CON GRASA Y SALVADO, EXTRAÑA COMBINACIÓN

Me pareció una combinación extraña pero porqué probar me dije, no sin algunas dudas... Salió un pan sorprendentemente sabroso! Lo "degusté" con aceitunas negras y con muzarella  y hojas de albahaca, en ambos casos estaba riquísimo;  lo imaginé también con un buen salame casero, mmmmm. Por su sabor y sencillez de preparación resulta muy recomendable. Para 2 panes medianos:

- 400 g de harina 000
- 100 g de harina de salvado
- 325 a 350 cc de agua
-   20 g de levadura fresca
-   50 g de grasa vacuna
-   15 g de sal (dos cucharaditas colmadas)

Ponemos a derretir la a grasa en una cacerolita o en microondas y dejamos entibiar. En un bol mezclamos el agua con la levadura y la mitad de la harina blanca y dejamos espumar. Una vez espumó, incorporamos el resto de los ingredientes, integramos, volcamos sobre superficie enharinada y amasamos hasta obtener una masa sedosa y liviana (esto significa adicionar, como siempre, la menor cantidad posible de harina). Dejamos levar en bol cubierto y aceitado hasta que duplique el volúmen, aprox 1 hora.

Encendemos el horno. Volcamos nuevamente la masa sobre la superficie de trabajo apenas enharinada, desgasificamos, dividimos en 2, bollamos, cubrimos, y dejamos descansar 15' para que la masa se relaje. Damos a los panes la forma deseada y colocamos en una asadera enharinada o engrasada, espolvoreamos por encima con salvado prosionándo un poco con los dedos, efectuamos los cortes deseado, cubrimos y dejamos reposar por otros 30' en un lugar cálido y sin corriente de aire (sobre la cocina por ejemplo).

Horneamos en horno caliente y prehumidificado, a 3/4 temperatura por unos 25', hasta que el pan haya tomado buen color y su base suene hueca.

Un muy rico pan en el cual el salvado y la grasa vacuna hacen una interesante combinación.

miércoles, 22 de diciembre de 2010

PASTEL DE CALABAZA, PEREJIL Y JENGIBRE

Este es un plato (como unos cuantos más ultimamente) simple, muy liviano, fácil de hacer y sabroso. No le incorporé ninguna materia grasa salvo una pincelada de aceite de oliva y, luego de haberlo probado, se me ocurre que un puñado de almendras tostadas y troceadas le hubieran quedado muy bien; igualmente, así tal cual resulta muy intersante tanto para acompañar una carne como para ser acompañado con una ensalada.  Para 2 personas:

- 600 g de calabaza pelada
-     3 huevos
-   40 g de jengibre fresco
-      1 cucharada colmada de perejil picado +   algunas hojas para decorar
-      1 puñado de almendras tostadas (opcional)
-         sal y pimienta
-        aceite de oliva extra virgen para pincelar

Encedemos el horno.

Rallamamos la calabaza. Con una cuchara pelamos el jengibre, cortamos algunas hojas muy delgadas para decorar y rallamos el resto.

Batimos los huevos y mezclamos con la calabaza, el jengibre y el perejil picado (y las almendras eventualmente). Salpimentamos.

Colocamos la mezcla en un molde de unos 25 x 20 cms, alisamos la superficie con una espátula,decoramos con algunas hojas de perejil y los trozos de jengibre y pincelamos con el aceite de oliva.

Llevamos a horno moderado por 30--35'. Desmoldamos y servimos.

Re fácil, re liviano, re rico el pastel este...

martes, 21 de diciembre de 2010

PASTA CASERA INTEGRAL CON BERENJENA, ALBAHACA FRESCA, Y TOMATE

Como me gusta mucho tanto preparar como comer pasta es que con cierta frecuencia hago pastas con harina integral, salen muy ricas y tienen una aporte adicional de fibras que en general no viene mal...Esta pasta en particular es muy sabrosa y aromática creo que es apetecible tanto en enero como en julio de cualquiera de los dos hemisferios y además, como procuro habitualmente, bastante fácil de hacer (desde ya pueden reemplazar la pasta fresca por una buena comprada, no es lo mismo pero...). Para 2 porciones:

MASA
- 50 g de harina integral
- 50 g de harina común
-   1 huevo grande
-   1 cucharada de aceite de oliva

SALSA
-    1berenjena mediana
-    1 puñado de hojas dealbahaca fresca
-    1 diente de ajo grande
- 1/2 kg de tomates frescos maduros procesados
- 1/2 cucharadita de orégano seco
-     2 cucharadas de aceite de oliva
-     1 cucharadita de aceto balsámico
-        sal, pimienta negra, ají molido

Cortamos las berenjenas primero en tiras y luego en cubos de unos 2 cms y los salteamos en una sartén grande hasta que se hayan dorado un poco, unos 10';  reducimos el fuego y añadimos el ajo picado, el orégano y el ají molido, removemos y luego de otros 2'ó 3'agregamos el aceto, volvemos a mezclar e incorporamos los tomates procesados. Continuamos el sofrito por unos 10' más e incorporamos ahora ahora 2/3 de las hojas de albahaca troceadas, reservando las restantes para decorar.

Echamos la pasta en abundante agua hirviendo con sal y una vez bien al dente la escurrimos reservando un poco de agua de la cocción; retornamos la pasta a la olla (con fuego bajo) junto con la salsa y un poco del agua de la cocción; mezclamos bien, corregimos sal , pimienta y humedad y cuando recuperó temperatura retiramos del fuego.

Servimos esparciendo por encima parmesano recién rallado, un chorro de aceite de oliva y decorando con algunas hojas de albahaca.
Esta receta para 2 personas fue comida por el que suscribe en exclusiva, me pareció deliciosa!

lunes, 20 de diciembre de 2010

TORTILLA DE BROTES DE SOJA, CEBOLLA Y MENTA FRESCA

Una tarta experimental que salió muy rica y liviana; tenía un montón de brotes de soja en la heladera y menta fresca en el balcón...(ciboulette, albahaca u orégano fresco hubieran sido también buenas alternativas). Para 2 personas o 1 como única comida:

- 250 g de brotes de soja
-  1/2 cebolla picada
-     2 huevos grandes
-     1 puñadito de hojas de menta picada
-        aceite c/n
-       sal y pimienta
-       unas gotas de Tabasco, opcional

Batimos los huevos, le añadimos las hojas de menta picada, condimentamos y reservamos.

En una sartén grande  salteamos la cebolla picada con un poco de aceite y cuando comienza a dorarse le incorporamos los brotes de soja; continuamos la cocción mezclando cada tanto hasta que veamos los brotes se hayan "relajado". Vertemos en un bol y mezclamos con los huevos; revisamos condimento.

Aceitamos apenas una sartén de menor tamaño y, con fuego fuerte, echamos dentro la mezcla; luego de un minutito reducimos la temperatura y en cuanto cuajó el huevo damos vuelta con ayuda de un plato y completamos la cocción por 1' más a fuego fuerte.

Servimos la tortilla acompañada con una ensaladita veraniega. (Espero que a los lectores del hemisferio norte también les resulte apetecible con estos fríos que están pasando, tal vez acompañándola con algo más sustancioso o, por ejemplo, agregándole a la mezcla algún queso sabrosón).

domingo, 19 de diciembre de 2010

PAN CASERO DE CERVEZA, TOMILLO Y MIEL

Resulta un pan rico, aromático, tierno y con sabor y textura que lo distinguen, gustó mucho  a quienes lo probaron. Para 2 panes medianos:

- 500 g de harina
- 325 a 350 cc de cerveza
-   30 g de miel (2 cucharadas)
-   20 g de levadura fresca
-     1 cucharada colmada de tomillo seco.
-     1 huevo o manteca para pintar

Hacemos una corona con la harina y la sal por fuera y en su centro volcamos el agua  y disolvemos la levadura y la miel. Una vez integrados los ingredientes amasamos por unos 10' hasta lograr una masa suave y sedosa procurando siempre adicionar la menor cantidad posible de harina.

Dejamos levar en bol cubierto unos 60' hasta que duplique su volúmen.

Encendemos el horno.

Volcamos la masa sobre una superficie apenas enharinada (o aceitada si percibimos que l masa un poco "seca"), dividimos en 2, bollamos y dejamos reposar por 15'.

Damos a los panes la forma deseada (ver por ejemplo "Baguettes Caseras, Técnicas Básicas"), colocamos en asadera enharinada o aceitada, pintamos con manteca o huevo, cubrimos y dejamos levar por 30'.

Efectuamos 2 ó 3 cortes sobre su superficie y horneamos en horno caliente, prehumidificado y a 3/4  temperatura por unos 20' hasta que los panes hayan tomado buen color y su base suene hueca. Retiramos y dejamos orear sobre rejilla.

Un pan muy apetecible y adecuado para acompañar diversidad de platos.

sábado, 18 de diciembre de 2010

PASTEL SÚPER LIGHT DE TOMATES, CEBOLLA COLORADA, AVENA Y TOMILLO FRESCO

Comienzo esta receta con dos confesiones: 1*: ayer por la noche "me maté" comiendo pizza a la parrilla   por lo cual decidi hoy evitar los hidratos; 2*: los tomates en la verdulería hoy estaban re-baratos! Y es así que frente a estos hechos comencé a pensar en hacer algún plato con mucho tomate y poco, si algo, de hidratos. Resultó finalmente este pastel, sabroso, fresco, nutritivo y -como si esto fuera poco-, fácil y rápido de preparar! Para dos  personas en un molde de aprox 23 x 18 cms:

- 1/2 kgs de tomates maduros
-    1 cebolla colorada grande (o común...)
-     1 ó 2 cucharada de aceite de oliva
-    2 cucharadas de hojas de tomillo fresco ( o seco si prefieren, pero menos)
- 50 g de avena arrollada ( 1/2 taza)
-    2 cucharadas de parmesano rallado
-       sal y pimienta negra

En una sartén salteamos la cebolla con el aceite y una pizca de sal a fuego bajo por unos 10', luego de lo cual incorporamos las hojas de tomillo y continuamos la cocción por otros. Salpimentamos.


Cortamos los tomates en rodajas y los salpimentamos apenas. Cubrimos la base del molde previamente aceitadado (salvo que sea teflón) con una capa delgada de avena arrollada, volcamos por encima 1/4 parte de la fritura y espolvoreamos por encima con 1/3 del queso rallado y otra capa de avena. Repetimos formando tres capas de tomates y completando por encima con  queso rallado avena (en menor proporción esta última).

Horneamos a temperatura mederada pore unos 30' hasta que el queso haya gratinado.

Un pastel sencillo, liviano , sabroso y diferente!



viernes, 17 de diciembre de 2010

RAVIOLES DE ALCAHUCILES Y CÚRCUMA, EN DELICADA SALSA DE TOMATES Y ALCAHUCILES

La idea de esta receta está tomada de EPICURIOUS (http://www.epicurious.com/) y fue derivando, como es habitual, en un plato bastante diferente.  A mi comensal milonger@ y a mí nos encantó: delicada, sutil, con un sabor suave y a la vez intenso, colorida, liviana, veraniega. Muy recomendable. Para 2 ó 3 personas.

MASA
- 220g de harina
-     2 huevos grandes
-     1 cucharada colmada de cúrcuma
-     1 cucharada de aceite
-  1/2 cucaradita de sal

RELLENO
- 250 g de corazones de alcahuciles
-  1/2 cebolla colorada picada
-     1 diente de ajo chico
-   30 g de parmesano recién rallada (1/2 taza)
-     1 yema de huevo
-     1 cucharada de jugo fresco de limón
-     2 cucharadas de perejil picado (1 tacita) 
-       sal, pimienta, nuez moscada a gusto


SALSA
- 500 g de tomates frescos maduros, pelados y cubeteados
-     1 cucharada de aceite de oliva
-   30 g de queso rallado (1/2 taza)
-      sal y pimienta negra recién molida

Hacemos la masa del modo habitual incorporando previamente la cúrcuma a los huevos (ver Masa para Pasta al Huevo, Técnicas Básicas), estiramos hasta el punto más delgado, hacemos 2 ó 4 tiras de tamaño similar y reservamos sobre superficie enharinada y cubierta con un repasador.

Para el relleno calentamos la manteca en una sartén a temperatura moderada y salteamos la cebolla con una pizca de sal; en cuanto comienza a dorarse incorporamos los corazones de alcahuciles troceados y continuamos la coción hasta tiernizarlos, unos 10', mezclando cada tanto. Dejamos enfriar.

Reservamos 1/4 parte de los alcahuciles en la misma sartén y procesamos el resto; agregamos los demás ingredientes del relleno y procesamos unos instantes más para integrar bien.

Sobre una tira de masa con una cucharita o manga vamos poniendo el relleno dejando 2 cms de distancia entre cada uno y otro tanto con los bordes; rociamos ligeramente por encima con agua, colocamos la otra tapa, presionamos con los dedos alrededor de cada montículo de relleno para que no quede aire y con un cortapasta cortamos de modo regular; espolvoreamos con semolína o harina y cubrimos on repasador.

 Ponemos a hervir abundante agua con sal (1 litro y 10 g de sal gruesa cada 100 g de pasta).

Volvemos a calentar la sartén con los alcahuciles reservados agregando un poco de aceite, incorporamos los tomates cubeteados, mezclamos, y luego de 1' ó 2' ponemos a hervir los ravioles; continuamos el rehogado hasta que la pasta esté al dente, unos 5'; salpimentamos discretamente.

Escurrimos la pasta y la emplatamos echando por encima la salsa junto con parmesano recién rallado, pimienta negra recién molida y un chorro de aceite de oliva.

Un plato refinado y delicioso, digno de repetir!

jueves, 16 de diciembre de 2010

FIGAZAS CON SALVADO, BUENAS AÚN PARA HAMBURGUESAS...

Estas figazas con salvado son fáciles de preparar, salen muy ricas y, si efectivamente se emplearan para preparar hamburguesas, que sestas sean caseritas, en honor al salvado... Para 12 unidades:

- 400 g de harina 000 + adicional para espolvorear
- 100 g de salvado de trigo
- 325 a 350 g de agua
-   20 g de levadura fresca
-     4 cucharadas de aceite
-     1 cucharada de miel
-     2 cucharaditas de sal colmadas (12 g)

En un bol mezclamos el agua con la levadura, la miel y la mitad de la harina; una vez comenzó a espumar, unos 30', incorporamos el resto de los ingredientes, integramos bien, volcamos sobre superficie de trabajo enharinada y amasamos por unos 10' hasta que la masa se haya vuelto suave y sedosa, no pegajosa pero liviana. Dejamos levar en bol cubierto hasta que duplique el volúmen, entre 45'y 60'. Encendemos el horno.

Volcamos nuevamente el bollo sobre la superficie de trabajo, desgasificamos, estiramos la masa haciendo un rollo, dividimos en 12 porciones de 75 g c/u aprox, bollamos, cubrimos y dejamos reposar por 15'.

Estiramos cada bollo con la mano o palote dándoles forma redondeada  según el tamaño deseado y los vamos colocando en una asadera previamente engrasada con manteca, aceite o rocío vegetal.

Llevamos a horno caliente y temperatura alta por 10 a 15', según el horno y lo tostadas que las deseemos. Una vez frías pueden guardarse en bolsa de nylon en heladera por unos cuantos días.

Son ricas, fáciles de hacer y con bastante mejores cualidades nutricionales que las habituales.

miércoles, 15 de diciembre de 2010

MINI TORTILLAS O LATKES AL HORNO DE PAPA Y CEBOLLA

En realidad no son ni lo uno ni lo otro, poco se parecen tanto a las deliciosas tortillas de papas que prepara mi amiga madrileña Toña como a los increíbles latkes que preparaba mamá Golde en mi infancia, pero tienen una cierta inspiración de ambos, junto con un cierto aggiornamiento a estos tiempos: son livianos, llevan casi nada de fritura ni de aceite, son fáciles de hacer, re-ricos y, por si esto fuera poco, re-baratos!

Para 6 mini-tortillas:
- 500 g de papas
- 250 g de cebolla
-     2 huevos
-     1 cucharada de aceite
-     1 cucharada de perejil picado
-        sal y pimienta
-        nada más!

Como esto va rápido, encendemos primero el horno. Picamos la cebolla y la doramos en una sartén con el aceite y una pizca de sal. Rallamos la papa y dejamos escurrir en un colador.

Batimos el huevo y lo mezclamos con el resto de los ingredientes.

Engrasamos una asadera, colocamos sobre esta un molde de 7 u 8 cms de diámetro, dentro del cual volcamos una cucharada colmada de mezcla; aplastamos un poco, quitamos el molde y repetimos el procedimiento hasta completar..

Horneamos a temperatura moderada por 30', hasta que la superficie se vea bien doradita.

Otro plato rico y sencillo, para acompañar una carne o comer con una ensaladita, para compartir con la familia, con amigos...

martes, 14 de diciembre de 2010

TARTA DE ZAPALLITOS, MORRÓN ROJO, MORRÓN VERDE

Liviana, rica, nutritiva, fácil de hacer y re-barata..., qué más?? Para 4 personas y una tartera alta de 25 cms:

MASA
- 200 g de harina
-    60 a 65 cc de agua (unas 6 cucharadas)
-    60 a 65 cc de aceite (unas 6 cucharadas)
-  1/2 cucharadita de sal + 1 pizca de pimienta blanca

RELLENO
-    1,5 a kgs de zapallitos redondos
-       1 cebolla mediana
-       1 diente de ajo
-       1 morrón rojo
-       1 morrón verde
-       4 huevos
-       2 cucharadas de aceite
- 2 ó 3 cucharadas de pan rallado
-          queso rallado
-          sal, pimienta, nuez moscada

Para la masa esta vez empleamos esta vez aceite en lugar de manteca, resulta un poco más durita y crocante, como para comerla con la mano; se muy fácil de hacer, ni vale la pena emplear las compradas, que además de más caras son en generalmás grasosas de lo que imaginan...

En un bol mezclamos los ingredientes, amasamos hasta integrar y nada más! La dejamos reposar en una bol cubierto por lo menos por una hora.

Cortamos los zapallitos en cubos pequeños (reservamos 1/2 para decorar).   Picamos la cebolla, el ajo y los morrones y los salteamos en una sartén grande con el aceite y una pizca de sal; una vez comienza a dorarse la cebolla incorporamos los zapallitos, mezclamos, tapamos por 5', destapamos y continuamos la cocción hasta que estos se hayan tiernizado y el agua evaporado casi completamente, otros 5'. Retiramos del fuego,  dejamos enfriar y añadimos 1 ó 2 cucharadas de pan rallado para abosrber el líquido excedente.

Retiramos la masa de la heladera, la estiramos con un palote lo más delgada posible, enharinando un poco la masa si hiciera falta y forramos la tartera previamente engrasada. (Si al estirarla la masa llegara a romperse no importa, se emparcha....)

Batimos los huevos, mezclamos con el resto de los ingredientes y condimentamos. Espolvoreamos la masa con una cucharada de pan rallado, volcamos encima la mezcla,decoramos con algunas rodajas de zapallito y espolvoreamos con queso rallado. Cortamos la masa excedente o la recostamos sobre el relleno.

Horneamos en horno moderado por unos 30' hasta que veamos al queso bien gratinado, casi quemadito...

Una tarta sencilla, sabrosa, veraniega y barata. Rebuena!

lunes, 13 de diciembre de 2010

ESPAGUETIS INTEGRALES CASEROS CON COLIFLOR, ACEITUNAS VERDES Y ALMENDRAS TOSTADAS

Este plato está basado en uno de título similar de EPICURIOUS, un muy intesante sitio de recetas; le hice algunos cambios tales como el tipo de harina  pero la idea es básicamente la misma y los resultados merecen en mi opinión una altísima calificación; sea que lo hagamos con harina integral o harina común o con una buena pasta seca, creo que saldrá siempre un plato excelente! Para 2 ó 3 personas:

MASA
- 150 g de harina integral
-   50 g de harina común
-   1/2 cucharadita de sal
-      1 cucharada de aceite de oliva

SALSA
- 150 g de aceiteunas verdes
-   1/2 taza de perejil picado (bastante)
-   1/2 tacita de aceite de oliva
-  600g de coliflor cortado en florcitas pequeñas
-     1 diente de ajo grande finamente picado
-  1/4 a 1/2 cucharadita de ají molido
-   50  g de almendras tostadas y picadas grueso
-   50 g de parmesano recién rallado
-     1 cucharadita de sal

Hacemos la pasta del modo habitual (ver Masa para Pasta al Huevo, Técnicas Básicas). La combinación de harina integral y común puede variarse a gusto. Puede hacer falta añadir algo de agua dado que la harina integral absorbe más humedad.

Procesamos las aceitunas y el perejil adicionando un poco de aceite de oliva; reservamos.

En una sartén pequeña sin aceite tostamos las almendras por unos 5' a fuego moderado; picamos groseramente con cuchillo o mortero.

Ponemos a calentar abundante agua con sal (1 l de agua y 10g de sal por cada 100 g de pasta). En una sartén grande y en lo posible pesada, salteamos las florcitas de coliflor con 2 cucharadas de aceite y la sal hasta que hayan tomado buen color (podemos también incorporar la parte blanca del tronco bien picadita), unos 10'; añadimos el ajo y el ají molido, mezclamos y continuamos la cocción por 3'a 5' hasta que el ajo se haya dorado. .

En cuanto ponemos los espaguetis a hervir volcamos en la sartén las aceitunas procesadas, mezclamos y calentamos a temperatura moderada. Escurrimos la pasta bien al dente reservando una taza de agua de la cocción y la retornamos a la olla; volcamos sobre esta la salsa y la mitad del queso rallado, mezclamos y adicionamos un poco del agua reservada de la cocción aportarle más humedad.

Servimos de inmediato esparciendo por encima las almendras tostadas, parmesano rallado adicional, un chorro de aceite de oliva y pimienta negra recién molida.

Compartimos esta pasta con mi buen amigo Pravas Rubén; para mí resultó excelente.

domingo, 12 de diciembre de 2010

PAN DE PIZZA GRILLADO TIPO NAAN, UNA LINDA FUSIÓN

Este pan, muy bueno, muy recomendble, no es exactamente un pan de pizza ni tampoco el tradicional pan Naan de la India: tiene la forma y el modo de cocción de este último, que se cocina tanto en horno como grillado, y sus ingredientes son similares a los de una pizza a la piedra (si alguien supone a este respecto que me había sobrado masa de pizza, tiene razón...). Para 12 panes de aprox. 25 cm de diámetro:

- 500 g de harina de trigo
- 250 cc de agua
-   50 cc de aceite
-   20 g de levadura fresca
-   12 g de sal (una cucharadita)

En un bol mezclamos el agua con la levadura y la mitad de la harina y dejamos espumar.

Una vez comenzó a espumar incorporamos el resto de los ingredientes, integramos, volcamos sobre superficie de trabajo enharinada y amasamos hasta lograr una masa suave y liviana.

Dejamos levar en bol cubierto hasta que duplique su volumen, unos 60'.

Retiramos la masa del bol, desgasificamos y dividimos en 12 partes de unos 75 g cada una; bollamos y dejamos reposar 15'.

Presionando con los dedos vamos aplastando y aplanando un poco cada bollo, pasamos al siguiente y así sucesivamente; repetimos el procedimiento  que todos queden bien delgados.

Ponemos a calentar una plancha preferentemente estriada y una vez bien caliente y a fuego fuerte vamos grillando de a uno o dos según tamaño; apenas tomó color de un lado damos vuelta y grillamos del otro.

Retiramos del fuego y depositamos sobre un repasador uno encima del otro. Se sugiere comerlos tibios.

Pueden conservarse en heladera en bolsa de nylon y entibiarse antes de consumirlos.

En la India se acostumbra cortar un pedazo de estos panes y directamente sumergirlos en alguna salsa o crema; yo diría que son ricos comidos tanto con hummus como con dulce de leche...

sábado, 11 de diciembre de 2010

TARTA INTEGRAL DE CALABAZA, GIRASOL TOSTADO Y TOMILLO FRESCO

Tenía planeado hacer una tarta de calabaza, muzarella, parmesano, un poco de crema...pero con este calorcito se me ocurrió cambiar por algo más livianito, propio de estas épocas del hemisferio sur: resultó una tarta, liviana, saludable, nutritiva y, para mi propia sorpresa, súper-sabrosa! Para una tartera de 25 cms de diámetro:

MASA (o la que gusten, sea o no integral)
- 150 g de harina integral
-   50 g de harina común
-   50 g de manteca o margarina fría
-   75 cc (una tacita de café) de agua fría
-  1/2 cucharadita de sal

RELLENO

- 500 g de calabaza peleada y cubeteada pequeño
-     3 cucharadas de girasol pelado
-     2 cucharadas de tomillo fresco picado
-     1 cucharada de aceite de oliva
-     4 huevos grandes
-        sal, pimienta negra, ají molido 

Para la masa, ponemos en un bol la harina con la sal y la manteca fría cortada en cubitos y con un tenedor la desmenuzamos y mezclamos; incorporamos el líquido, amasamos un poco hasta integrar bien, ponemos en una bolsa de nylon y llevamos a la heladera por lo menos por 1 hora y hasta unas 24 hs. (podemos también emplear una procesadora, pero es tan fácil así...). Encendemos el horno.

Calentamos la manteca en una sartén mediana, agregamos la calabaza cubeteada y luego de unos 5' el tomillo; continuamos la cocción por unos minutos más hasta que la calabaza se haya tiernizado. Retiramos del fuego.

En una sartén pequeña calentamos a fuego moderado las semillas de girasol; luego de 2' agregamos la cucharada de salsa de soja, mezclamos y una vez fue abosrbida completamente retiramos del fuego.

Batimos los huevos y salpimentamos. (Pueden agregarle crema o yogur, pero no hace falta)

Estiramos la masa bien delgada y forramos la tartera previamente enmantecada, distribuimos por encima los cubitos de calabaza y volcamos por sobre estas los huevos batidos. Esparcimos por encima las semillas de girasol tostadas restantes y decoramos si lo deseáramos con tiras de masa sobrante.

Horneamos a temperatura media por unos 25' hasta que la masa se vea cocida y la superficie doradita.

Dejamos entibiar , y servimos.

Si prueban hacerla verán qué fácil, rica y fresca esta tartita!

viernes, 10 de diciembre de 2010

FETUCCINIS CASEROS CON LIMÓN, MENTA Y AJO: FRESCOS, DELICIOSOS!

Es una pasta sabrosa, aromática y refrescante, con sabores poco habituales pero que le caen muy bien a esta fetuccinis caseros al huevo. Para 2 personas:

MASA
-      2 huevos grandes
-  220 g de harina
-      1 cucharada de aceite de oliva
-      1 pizca de sal y pimienta blanca

SALSA
-   2 cucharadas de aceite de oliva
-   1 diente de ajo
- 1/2 cucharadita de ralladura de limón picada finito
-    1 cucharada de hojas de menta picadas
-    1 cucharada de jugo de limón fresco

Preparamos la masa del modo habitual (ver: Masa para Pasta al Huevo, Técnicas Básicas), la cortamos de 2 ó3 mms de grosor y reservamos ligeramente enharinados y cubiertos.

Ponemos a hervir abundante agua con sal (1 litro de agua y 10 g de sal por cada 100 g  de pasta).

En una sartén grande ponemos a calentar el aceite a temperatura moderada, le agregamos el ajo picado y apenas comienza a dorarse le incorporamos la ralladura de limón finamente picada, mezclamos, cocinamos por otros 30 segundos  y retiramos del fuego.

Ponemos la pasta en el agua hirviendo y una vez al dente (no  más de 2') retiramos y volcamos sobre la sartén reservando una tacita de agua de la cocción. Incorporamos las hojas de menta picadas, adicionamos el jugo de limón y un poco del agua reservada, salpimentamos y mezclamos hasta que haya tomado buena temperatura agregando más agua si hiciera falta.

Emplatamos echando por encima un chorro de aceite de oliva y pimienta negra recién molida; decoramos con algunas hojas de menta.

El limón es esencial en este plato así que sugiero dejar en la mesa una jarrita con jugo natural, a algunos comensales puede apetecerle.

Riquísimo este plato y, nuevamente, bien sencillo!

jueves, 9 de diciembre de 2010

PASTEL DE QUINUA APIO Y ACELGAS

Otro plato vegetariano y con quinua! Me gusta difundir el empleo de esta semilla andina tan nutritiva y proteica, así como de los vegetales en general, en un país tan carnívoro como la Argentina (y al precio que está la carne...). Este pastel es  simple, rico y fácil de preparar; desde ya pueden poner a trabajar la imaginación y adicionarle algún otro condimento, aromático o especias, aunque así tal cual está bien bueno. Para dos personas como comida única, acomapañada de una ensaladita:

- 100 g de semillas de quinoa (1/2 taza)
-     1 cebolla mediana
-     1 atado de acelga
-  1/2 planta de apio
-     1 diente de ajo chico
-     3 huevos
-       sal, pimienta, nuez moscada
-       aceite c/n
-      queso rallado

Lavamos bien las semillas de quinua y las ponemos a hervir en 3 veces su cantidad de agua, en 20' deberían estar cocidas y el agua evaporada.

Picamos la cebolla y el ajo y los rehogamos en una sartén con un poco de aceite de oliva.

Cocinamos las acelgas al vapor o en microondas por unos 5', escurrimos y picamos. Quitamos las hojas del apio y picamos sus tallos blancos. Encendemos el horno.

En cuanto la cebolla comenzó a dorarse le agregamos las acelgas y el apio picados; mezclamos, tapamos, cocinamos a fuego suave por 5', destapamos, agregamos las semillas de quinua y continuamos la cocción por otros 5', mezclando bien.

Batimos los huevos y los integramos a la mezcla; condimentamos con sal pimienta y nuez moscada.

Enmantecamos un molde de aprox 25 cms de diámetro y volcamos dentro la preparación; espolvoreamos queso rallado por encima y llevamos a horno moderado por 20' a 25' hasta que el queso se haya gratinado.

Como unos cuantos otros publicados, este es un plato simple, sabroso y nutritivo.

miércoles, 8 de diciembre de 2010

PAN CASERO DE TOMATES FRESCOS Y ALBAHACA

Es un pan que emplea el tomate fresco procesado como líquido principal y que  junto con la albahaca también fresca dan como resultado un pan colorida, aromático y sabroso; con un trozo de muzzarella o una feta de buen jamón, o con un montón de otras cosas,  combina de maravillas. Salió tan rico que fue el primero en terminarse anoche en el Taller de los Martes, donde competía con otros muy buenos panes! Fueron 4 panes chicos que hice con esta receta:

- 500 g harina 000
- 100 g agua
- 250 g de tomates frescos maduros
-   15 g de levadura fresca
-   50 g de manteca o margarina
-     1 huevo
-   12 g de sal (2 cucharaditas)
-     1 puñado de de hojas de albahaca picadas

Mezclamos en un bol la levadura con el agua y 100 g de harina; cubrimos y reservamos hasta que comience a espumar.

Mientras,  pelamos los tomates haciéndoles unos cortes y pasándolos por agua hirviendo, los procesamos muy bien y les incorporamos la yema de huevo y la sal.

Una vez la esponja comenzó a espumar le incorporamos el resto de los ingredientes, integramos, volcamos sobre superficie de trabajo enharinada y amasamos por unos 10' hasta que la masa quede suave y sedosa; colocamos en un bol aceitado o enharinado (según lo hidratada que percibamos la masa), cubrimos y dejamos levar por unos 60' hasta que haya duplicado su volúmen. Encendemos el horno.

Volcamos nuevamente la masa sobre la superficie de trabajo, desgasificamos, dividimos en 4 partes iguales, dejamos descansar unos 15',damos la forma definitiva deseada y colocamos sobre una placa de horno ligeramente aceitada; cubrimos y dejamos levar en ambiente cálido y sin corriente de aire (sobre la cocina por ejemplo) por 30'a 45'.

Pintamos con la clara del huevo batida, efectuamos los cortes con una hoja de afeitar o un cutter y llevamos al horno caliente, prehumidificado y a 3/4 temperatura por unos 15', hasta que veamos que los panes tomaron su color rojizo característico y su base suene hueca.

Salen panes lindos, ricos y aromáticos, muy adecuados para acompañar una picadita veraniega, por ejemplo...

martes, 7 de diciembre de 2010

TARTA DE ESPINACAS, QUESO AZUL Y TOMATES CHERRY

Siguiendo con mi idea de hacer platos simples, con pocos ingredientes y con sabores netos, les presento esta tarta de espinacas, queso azul y tomates cherry, es un buen ejemplo, sale deliciosa! Para una tartera de 25 cms de diámetro (dos personas como único plato, acompañado de una ensaladita...):

MASA (esta o la que elijan)
- 200 g de harina 0000
-   50 g de manteca o margarina
-   75 cc de agua
-  1/2 cucharadita de sal
-     1 pizca de pimienta blanca

RELLENO
-    2 ó 3 paquetes de espinacas, según tamaño
-    2 huevos
-    2 cucharadas de crema o yogur natural
-    6 a 8 tomates cherry
-       sal, pimienta, ají molido

Con un cornete o tenedor desmenuzamos la manteca fría en la harina, salpimentamos, agregamos el agua, amasamos hasta integrar, ponemos en bolsa de nylon o similar y llevamos a heladera por lo menos por una hora.

Blanqueamos las espinacas o las cocinamos al vapor o 3' en microondas, escurrimos y picamos. Encendemos el horno.

Retiramos la masa de la heladera, la estiramos delgadita con un palote sobre supeficie enharinada y forramos la tartera cortando con un cuchillo la parte excedente.

Batimos los huevos, le incorporamos las espinacas, la crema y una cucharada de fécula de maíz; condimentamos con sal (poca, el queso azul es salado!), pimienta y ají molido y volcamos sobre la tartera.

Cortamos los cherries por la mitad y los distribuimos boca arriba sobre el relleno junto con el queso azul partido en pequeños trozos. Hacemos un repulge con los bordes de la masa y los recostamos sobre el relleno.

Cocinamos en horno moderado por unos 30', hasta que la masa haya tomado color y el queso gratinado.

Una tarta sencilla, con pocos ingredientes y muuuuucho saborrr

lunes, 6 de diciembre de 2010

PIZZA A LA PARRILLA...ELÉCTRICA!!!

Con el calorcito de Buenos Aires dan muchas más ganas de comer unas pizzas que de hornearlas...Tengo un precioso balcón terraza y una pequeña parrilla eléctrica que alguna vez recibí de regalo; decidí probar entonces "pizzas-a-la-parrilla-eléctrica" . Mi amigo Carlos J. y yo quedamos "bastante" satisfechos: nos comimos 7 pizzas de las 8 que había para preparar, la restante, con aceite de oliva y sal gruesa, quedó solita como pan de pizza para el día siguiente. Y de paso-les-paso un comentario que alguna vez me hizo el Maestro Pablo Marcone y me costó un tiempo terminar de entender (y lograr): la masa de la pizza debe estar bien relajada, debe poderse estirar con facilidad. Para 8 a 10 pizzas medianas (el tamaño estará limitado a las dimensiones de la parrilla que empleemos):

-     1 kg de harina 0000
- 600 cc de agua
-   50 cc de aceite
-     5 g de levadura fresca (es suficiente, créanme)
-   25 g de sal
-  1/2 cucharadita de pimienta blanca

Si vamos a hacer las pizzas por la noche mi recomendación es hacer la masa por la mañana o incluso el día anterior:

En un bol mezclamos todos los ingredientes (la sal al final para que no "mate" a la levadura), integramos y volcamos sobre superficie de trabajo apenas enharinada; amasamos por unos minutos, bollamos, colocamos en un bol relativamente grande y llevamos de inmediato a la heladera.

Unas 2 hs antes de cocinar las pizzas sacamos el bollo de la heladera (verán cuánto que levó), le dejamos que tome temperatura, desgasificamos, dividimos en la cantidad de pizzas deseadas, bollamos, cubrimos y dejamos reposar por lo menos 30'. Si vemos que los bollos levaron demasido volvemos a bollarlos, la idea es que al momento de hacer las pizzas la masa esté, justamente, "bien relajada".

Si no llevamos la masa a la heladera el tiempo de levado será por supuesto menor, de 3 a 4 hs, dependiendo siempre de la cantidad de levadura empleada y la temperatura ambiente. Yo prefiero emplear siempre la menor cantidad posible de levadura y el mayor tiempo de levado.

En cuanto a las coberturas de las pizzas mi sugerencia es la siguiente, especialmente si serán varias:

- hacemos una salsa con tomate fresco procesado (en lo posible perita y maduro), ajo picado, orégano, ají molido, sal y pimienta, con la que "pintaremos" las pizzas.

- ponemos junto a la parrilla una mesa con variedad de ingredientes : muzzarella y otros quesos, tomates, albahaca fresca, orégano fresco, aceitunas, anchoas, jamón crudo, rúcula, cebolla, etc. etc. para que cada uno de los comensales vaya ideando o sugiriendo distantas combinaciones. Es divertido y participativo.

Para asar las pizzas
- Ponemos la parrilla a temperatura máxima
- Estiramos bien delgadas las pizzas con la mano y/o palote
- Asamos de un lado y cuando va tomando color damos vuelta y cubrimos con los ingredientes deseados
- En  5' a 10', dependiendo de la parrilla están listas, crocantes y deliciosas!
- Podemos también, antes que lleguen las visitas, tener unas cuantas horneadas de un sólo lado

Una muy divertida manera de preparar pizzas en verano; salen riquísimas, incluso con parrilla eléctrica!!!!

domingo, 5 de diciembre de 2010

TALLARINES INTEGRALES CASEROS CON TOMATES CHERRIES OLIVA Y AJO, NO SABEN QUÉ RICOS!

Cuando vez pasada hice los ravioles integrales de calabaza y salvia me sobró un poco de masa, razón por la cual se me ocurrió este sencillísimo plato que resultó de-li-cio-so, una prueba más que con harina integral por un lado e ingredientes bien simples por el otro se pueden hacer platos muy ricos, además de nutritivos y livianos (la calidad de los ingredientes es crucial, claro). Para 2 personas:

MASA
- 150 g de harina integral
-   50 g de harina común
-     2 huevos
-     1 cucharada de aceite
-        agua adicional si hiciera falta
-     1 pizca de sal y pimienta blanca

SALSA
-  1/2 kg de tomates cherries cortados al medio
-     1 diente de ajo picado
-     2 cucharadas de aceite de oliva
-     1 cucharada de perejil picado
-        queso parmesano recién rallado
-        sal y pimienta negra recién molida.

Preparamos la masa del modo habitual (ver: "Masa para Pasta al Huevo, Técnicas Básicas"); como la harina integral absorbe algo más de líquido tal vez haga falta adicionar algo de agua.

En una cacerola calentamos abundante agua con sal (1litro de agua y 10 g de sal cada 100 g de pasta).

Y ahora un trabajito en simultáneo bien rapidito: cuando el agua rompe a hervir ponemos a saltear en una sartén grande el ajo picado con el aceite de oliva  y una pizca de sal; echamos luego la pasta al agua y los tomates cherries cortados por la mitad a la sartén. Cuando la pasta está al dente, unos 2', la escurrimos dejándole algo de agua y la volcamos a la sartén mezclando bien.

Salpimentamos y servimos de inmediato esparciendo por encima el parmesamo recién rallado, el perejil picado y un chorrito de aceite de oliva.

No hace falta más para un delicioso plato de pasta. Y con harina integral!

sábado, 4 de diciembre de 2010

ESPIGUITAS DE PAN CON SEMILLAS DE HINOJO Y ANÍS

Estos pancitos sin sabrosísimos, decorativos y, según cuentan, "de buena suerte para la mesa en toda ocasión". Para unas 10 espiguitas como las de la foto:

- 500 g de harina 000
- 325 cc de agua
-   15 g de levadura fresca (o 5g seca)
-     5 cucharadas de aceite
-   15 g de sal
-     1 cucharada de miel
-     1 cucharadita de semillas de hinojo
-     1 cucharadita de semillas de anís.
-        huevo, manteca o aceite para pintar

En un bol mezclamos la mitad de la harina con la levadura y la miel y esperamos unos 30' hasta que comience a espumar; incorporamos luego el resto de los ingredientes y una vez integrados los volcamos sobre una superficie apenas enharinada y amasamos por unos 10' hasta que la masa quede suave y sedosa. Cubrimos y dejamos descansar por 15'.

Hacemos un rollo con la masa y la dividimos en 10 partes iguales; bollamos y dejamos reposar sobre superficie enharinada y cubiertos por otros 15'. Encendemos el horno.

Volvemos a bollar, damos forma definitiva a los pancitos, los colocamos sobre una placa de horno engrasada o enharinada, cubrimos y dejamos levar en lugar cálido y sin corriente de aire (sobre las hornallas por ejemplo) por otros 30'.

Pintamos, efectuamos los cortes con una tijera procurando darle la  forma de espiga y horneamos en horno caliente y 3/4 temperatura por 15' hasta que los panecillos hayan tomado buen color.

Por sabor y por aroma a estas espiguitas de pan con hinojo y anís las coloco en el "Cuadro de Honor"

viernes, 3 de diciembre de 2010

ÑOQUIS A LA ROMANA DE QUINUA Y PESCADO FRESCO, QUÉ OSADÍA!

La idea de estos extaños ñoquis a la romana "fusión" surge de una receta peruana de "torta de quinua y atún" que alguna vez vi por internet; tal vez algunos consideren una "herejía" denominarlos como tales pero como en su forma se asemajan y hasta llevan un poco de sémola, porqué no...Y sea el nombre que sea que lleve este plato, además de original es nutritivo y muy sabroso, pruben y verán! Para 2 ó 3 personas:

- 100 g de semilla de quinua
- 200 g de filetes de pescado fresco
-  1/2 cebolla picada
-     1 diente de ajo picado
-     1 huevo
-     1 cucharada cilantro picado (o perejil)
-     3 cucharadas de sémola de trigo
-        sal, pimienta, ají molido

Lavamos y enjuagamos bien las semillas de quinua  y las hervimos en 3 veces la cantidad de agua y 1/2 cucharadita de sal; en 20' se habrá evaporado el agua y la quinua estará cocida. Reservamos.

Encendemos el horno. Salteamos el ajo y la cebolla picados en 1 cucharada de aceite y una pizca de sal y una vez transparentada esta última añadimos el pescado trocedado; continuamos la cocción por unos 5' revolviendo constantemente, salpimentamos y reservamos.

En un bol grande mezclamos todos los ingredientes y ajustamos condimentos.

Tomamos un molde circular de unos 5 cms de diámetro que colocamos sobre la placa de horno previamente engrasada o enharinada y lo vamos rellenando sucesivamente hasta  una altura de unos 2 cms, salen unos 10 ñoquis. (Podemos emparejarlos con una espátula ligeramente humedecida)

Espolvoreamos por encima con queso rallado y llevamos a horno caliente por unos 15'.

Un plato diferente, digno de ser probado. Mi hija Ceci no quería ni probarlos, no me gustan esas mezclas paaaa....; finalmente accedió resignada ...y se comió 4!; rericos, pa, terminó diciendo...

jueves, 2 de diciembre de 2010

PAN CASERO CON 100 % MASA MADRE Y 0 % GRASA!

Los panes con masa madre se destacan por su sabor (se afirma también que son mas digestibles y nutritivos gracias a las levaduras naturales) y no llevan nada más que justamente masa madre, agua, harina y sal; pero no son fáciles de hacer, requieren muchas horas de levado y cierta destreza para manipularlos al emplear una proporción importante de agua. Hace unos meses publiqué algunas recetas de panes con masa madre con una técnica un tanto laboriosa y por lo menos 24 hs de levado que salen muy buenos (ver por ejemplo: "Pan con Masa Madre muy Hidratado, LLegando a lo que busco"); esta vez presento una receta más sencilla y con "solo" unas 10 hs de levado, es cuestión de amasarlos por la mañana y hornearlos por la noche, o viceversa (a los panes con masa madre una hora más o menos de levado no les afecta). Para 3 panes medianos como los de la foto:

-     1 kg harina 000
- 400 g masa madre
- 800 cc agua
-   25 g sal
-        nada más!

 Sacamos unos 400 g de nuestra  masa madre que seguramente tendremos en la heladera y le reponemos igual gramaje en la combinación de harina y agua que empleemos (yo empleo 50cc/g de agua cada 100 g de harina); la troceamos y mezclamos con el agua y 1/3 de la harina (también podemos dejarla atemperar unas horas a temperatura ambiente y luego amasar).

Luego de unas 2  hs, cuando veamos que la masa madre comenzó ya a "trabajar" (a burbujear), le agregamos la sal y el resto de la harina, integramos, volcamos sobre superficie enharinada y amasamos por lo meos por 15'. Al principio la masa va a estar bastante pegajosa pero procuren adicionar la menor cantidad posible de harina, de a poco se irá "domensticando". Hacemos un bollo y lo dejamos levar en bol enharinado y cubierto por unas 6 a 8 hs tiempo durante el cual seguramente habrá duplicado su volúmen.

Volcamos la masa sobre superficie enharinada, dividimos en tres y luego de unos 15' de reposo damos a los panes forma definitiva (ver por ejemplo Baguettes Caseras, Técnicas Básicas) y  colocamos sobre placa de horno enharinada. Esparcimos harina por encima, cubrimos y dejamos levar por aprox. 1 hora más. Encendemos el horno.

Efecutamos los cortes deseados y horneamos en horno caliente y prehumidificado por 20'-25' hasta que los panes hayan tomado buen color y su base suene hueca.

Vale la pena probar hacer una masa madre y luego panes con ella, resultarán panes ricos, sanos y hasta...baratos.

miércoles, 1 de diciembre de 2010

ARROZ CON VEGETALES ASADOS Y CURRY

Tal vez tienen el horno encendido, o les sobraron algunas verduras asadas...En cualquier caso esta es una linda y sencilla manera de hacer un arroz diferente, sano y sabroso. Para 2 ó 3 personas:

- 1 taza de arroz, el que tengan
- 2 tazas de agua hirviendo (o la cantidad exacta que requiera el arroz empleado)
- 1 berenjena asada
- 1 cebolla asada
- 1 morrón asado
- 1 cucharada de aceite
- 1 diente de ajo
- 1 cebollita de verdeo
- 1 tacita de vino blanco
- 1 cucharadita colmada de curry
-    sal y pimienta a gusta
-   queso parmesano recién rallado

Como ya teníamos encendido el horno, ponemos las verduras en una asadera y las horneamos hasta que estén tiernas pero no  demasiado, una media hora. Ya frías las cortamos en trozos pequeños (no hace falta pelar la berenjena).

Picamos el ajo y la cebollita de verdeo (apartamos y reservamos su parte verde) y las salteamos en una sartén grande con el aceite y una pizca de sal; apenas el ajo toma color incorporamos el arroz y luego de 2' las verduras troceadas; desglasamos con el vino blanco, echamos luego el agua hirviendo junto con el curry, pimienta negra y un poco más de sal; cocinamos a fuego suave por unos 15' mezclando de vez en cuando hasta que toda el agua se haya evaporado; correjimos sabor si hiciera falta y servimos esparciendo por encima un chorro de aceite de oliva, la parte verde de la cebolla de verde picada y queso parmesano recién rallado.

Rico, sencillo y nutritivo, ideal para "salir del paso" con salud y elegancia...